¿Qué quieres soñar hoy?
Primera parte de historia "Mujeres de Segundas Miradas"
Una vez logré definir el tipo de belleza a la que pertenezco.

Soy una mujer de belleza de segundas miradas.

Un día estaba en el Topsy (si, mítica disco de Reñaca) y la mamá de una niña
que no era tan tan amiga mía, me iba a llevar devuelta para la casa.

Esta chiquilla, es y era ya en ese entonces, una mujer que cuando bailaba, no se despeinaba ni se le churreteaba la "tierra India", que por entonces usábamos de base de maquillaje.

No sé cómo lo hacía.

Esto, unido a una bella cara y buen cuerpo, hacen aparecer a las mujeres de primera mirada.

Las ves y las encuentras minas.

Son minas de una.
Al tiro.

Ese día, nos quedamos bailando las dos hasta el final y de repente veo
una fila de hombres que nos querían sacar a bailar.

Una fila. No exagero.

Sé que no era yo el motivo principal de la fila, primero, porque eso nunca me había pasado antes y segundo, porque la pregunta "¿Quieres bailar?" siempre era para ella primero.

Esa era la ley no dicha de entonces.

A la que le preguntaban primero mandaba un poco más y podía
decidir antes si queríamos bailar todas con alguien más.

A mí me tocaba el amigo del que preguntaba y para él ya era más fácil el camino.

Tu amiga estaba bailando.

Bailabas de a tres, bailabas sola o bailabas con el que te tocó.
(la opción de dejar de bailar nunca la barajaba)

Ella me dijo que iba a decir que "no" hasta que el guapo apoyado en la barra la sacara a bailar.

Yo pensé, ¿pero si ni siquiera se ha puesto a la fila?

¿Qué creen?
¿La sacó o no la sacó?

Si po.

Porque esas son las cosas que les pasan a las mujeres de primera mirada.

Ya me alargué mucho a sí que otro día voy a contar como son las mujeres de segundas miradas.
Hoy adelanté cuáles son las de primera mirada.

P D 1: Tranqui, ni primera es mejor, ni segunda es mejor.
Sólo son diferentes. Cada una tiene su mirada.

Por eso hoy te invito a darle una mirada a esta belleza de sábanas de autor.

PD 2: Este término puede ser usado igualmente en el sexo masculino. Donde pone "mujer" le pones hombre.

Da igual.
La historia funciona igualito. 
mayo 17, 2021 — Daniela Fronza